lunes, 29 de agosto de 2011

Los símbolos religiosos en los espacios públicos - Mons. Antonio Marino

Los símbolos religiosos en los espacios públicos
Mons. Antonio Marino


"Es precisamente el cristianismo la fuerza espiritual que ha llevado a distinguir, sin oponer, el ámbito del poder espiritual y el ámbito del poder político"


En la Legislatura de la ciudad autónoma de Buenos Aires se ha presentado recientemente un proyecto de ley que propone la supresión de símbolos religiosos (crucifijos, imágenes de la Virgen) en los espacios públicos. La Dra. María José Lubertino invoca el “derecho a no creer”. Existen otros antecedentes que van en la misma dirección, como el cuestionamiento de la presencia del signo de la cruz en el escudo de la ciudad de Buenos Aires, o la propuesta del retiro de los restos del general San Martín del recinto de la catedral primada.

Si tomáramos en serio la propuesta de erradicar los símbolos religiosos de las instituciones civiles y de los espacios públicos, esto nos llevaría muy lejos. La aplicación coherente y sistemática de este principio impulsado por una minoría, parece suponer que en la organización de la sociedad se puede ignorar su pasado y su identidad histórica y cultural. Esto equivaldría a pretender fundar nuevamente la patria sobre fundamentos diversos de los ya puestos. Sería preciso cambiar el preámbulo de la Constitución Nacional donde invocamos a Dios como “fuente de toda razón y justicia”. Habría también que eliminar el artículo 2 de la misma, conforme al cual la Iglesia Católica es considerada como una institución de derecho público.


¿Cambiar tantos nombres?

Deberíamos notar que según la misma línea argumentativa, que ve en los símbolos religiosos una amenaza para la democracia y la libertad, deberíamos entonces cambiar los nombres de innumerables ciudades, provincias y calles que llevan la marca de lo cristiano y católico. ¿Habrá que rebautizar a las provincias de Santa Fe, San Juan, San Luis, Santa Cruz, Misiones, Santiago del Estero? ¿Le cambiaremos el nombre a las ciudades de Jesús María, Exaltación de la Cruz, Concepción (Tucumán), Concepción del Uruguay (ER), Pilar, San Miguel de Tucumán, Santa Rosa (LP), San Salvador de Jujuy …? ¡La lista sería tan larga! Por no hablar de los resabios del lenguaje bíblico que han quedado impresos en las lenguas romances y en la lengua castellana en que nos expresamos, y que sería largo ilustrar. Un botón de muestra: ¿de dónde proviene el hablar del “talento” de una persona? La propuesta, de ser llevada a cabo en forma sistemática y coherente, desembocaría en la negación misma de la historia y de la cultura de occidente.

Subyace en esta postura el temor de una indebida injerencia de la autoridad eclesiástica en las instituciones civiles de la República.


domingo, 28 de agosto de 2011

San Agustín: Filosofía y Teología de la Historia - V. J. Bourke

San Agustín: Filosofía y Teología de la Historia
V. J. Bourke


San Agustín fue un pionero en el estudio del significado de la historia. Antes de él, los historiadores eran fundamentalmente "contadores de historias", poco interesados en algo más que no fuese una visión superficial de los eventos humanos. Su pensamiento en este campo puede llamarse "filosofía" ó "teología" de la historia. El nombre es lo de menos. Lo importante son los logros del doctor de Hipona en este campo.

Las creencias fundamentales del cristianismo están implícitas en la visión agustiniana de la historia: sólo hay un Dios; todos los hombres son creaturas con un antepasado único, Adán; todas las cosas y sucesos están bajo el cuidado de la Providencia divina; la humanidad ha caído desde una condición original más privilegiada, y ahora está sometida al sufrimiento y a otros males; el hombre ha sido redimido a través de la encarnación de Cristo; todos los hombres están llamados a buscar la felicidad definitiva con Dios en la vida eterna. Considerados desde este punto de vista cristiano, los sucesos de la historia temporal, se convierten en acontecimientos incluidos dentro del drama de la redención y de la salvación eterna.

Si antes de Agustín había alguna teoría acerca de la historia, podía resumirse en una sola palabra: fatalismo. En la literatura primitiva, se consideraba al hombre como un muñeco atado a la rueda del destino. Se pensaba que el tiempo transcurría en grandes ciclos. Los hombres estaban destinados a volver nuevamente, y de modo perpetuo, a recorrer los mismos caminos, una y otra vez. No se concebía un progreso lineal. El hombre vivía en una inmensa rueda de la fortuna de la cual era casi imposible escaparse. Toynbee ha dicho lo siguiente de este proceso cíclico: "Prácticamente, no se puede más que llegar a la conclusión de que somos las víctimas perpetuas de una broma que nunca termina, que nos condena a soportar nuestros sufrimientos, y a superar nuestras dificultades, y a purificarnos de nuestros pecados, sólo para comprender, en última instancia, que algún lapso de tiempo, sin ningún sentido, acabará por hacer inútiles todos nuestros esfuerzos" (A Study of History, IV 30).

Además, proporcionó a la humanidad una meta positiva más allá del tiempo y de los sucesos temporales. Expandió los horizontes humanos más allá de las limitaciones raciales, las diferencias culturales y la variedad de instituciones sociales y políticas.

domingo, 21 de agosto de 2011

Papa: “Con Cristo podrán sobrellevar todas las pruebas de la vida”

Papa: “Con Cristo podrán sobrellevar todas las pruebas de la vida”


Madrid (España), 20 Ago. 11 (AICA).- “Queridos jóvenes, hemos vivido una aventura juntos esta noche, hemos soportado la lluvia. Gracias por el sacrificio y no dudo que lo ofrecerán generosamente al Señor. Les doy las gracias por el maravilloso ejemplo que han dado. Igual que esta noche, con Cristo podrán sobrellevar todas las pruebas de la vida”. Así habló Benedicto XVI al más de un millón de jóvenes congregados esta noche en el aeródromo madrileño de Cuatro Vientos, con motivo de la Vigilia de oración donde “nada faltó”: una sofocante jornada bajo un sol implacable, en las horas previas de espera al Papa; una feroz tormenta en medio de la homilía del Santo Padre, que hizo peligrar la continuidad de la Vigilia, donde el Papa se quedó en su sitio junto a los jóvenes que la soportaron con cantos, bailes y una alegría contagiosa y, finalmente, esa juventud “empapada” vivió con silencioso recogimiento la Adoración Eucarística presidida por la Custodia de Arfe de Toledo, realizada en 1524.

La Vigilia de oración, de la que participaron también los Príncipes de Asturias, había comenzado desde tempranas horas de la tarde, donde una sofocante jornada bajo el sol, la más calurosa del año según datos meteorológicos, hizo necesaria la asistencia de los Destacamentos de Bomberos que rociaron con agua a los jóvenes y muchos de ellos debieron ser asistidos por insolación y desmayos.

Cuando el Pontífice llegó a Cuatro Vientos los jóvenes que participarían de la Vigilia coreaban el estribillo con el que lo recibieron en distintos lugares de Madrid: "¡Esta es la juventud del Papa!" y "¡Be-ne-dic-to!", mientras el Orfeón Donostiarra y el Coro de la JMJ interpretaron el himno de la Jornada “Firmes en la fe”.

Benedicto XVI con los seminaristas: “No se dejen intimidar”

Benedicto XVI con los seminaristas: “No se dejen intimidar”


Madrid (España), 20 Ago. 11 (AICA).- Benedicto XVI celebró esta mañana la Misa de Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote, en la catedral de Santa María Real de la Almudena, Madrid, junto a más de 4.500 seminaristas venidos de todo el mundo, a los que alentó para asumir los desafíos de la Iglesia contemporánea “sin complejos ni mediocridad”.

“No se dejen intimidar por un entorno en el que se pretende excluir a Dios y en el que el poder, el tener o el placer son los principales criterios”, expresó el Santo Padre, y subrayó: “Puede que los menosprecien, como se suele hacer con quienes evocan metas más altas o desenmascaran los ídolos ante los que hoy muchos se postran”.

El Sumo Pontífice, que viene poniendo énfasis en las problemáticas sociales a través de cada una de sus intervenciones, recalcó: “Cada época tiene sus problemas, pero Dios da en cada tiempo la gracia oportuna para asumirlos y superarlos con amor y realismo”.

sábado, 20 de agosto de 2011

Dios no es alguien distante o lejano del hombre

Dios no es alguien distante o lejano del hombre


Madrid (España), 19 Ago. 11 (AICA).- El viernes 19 de agosto, el papa Benedicto XVI presenció el Via Crucis que se realizó entre la Plaza Colón y la Plaza de Cibeles, durante el segundo día de la Jornada Mundial de la Juventud.

Al finalizar el Vía Crucis, que fue protagonizado por peregrinos de diferentes puntos de la tierra encargados de cargar la cruz, el Sumo Pontífice dio un mensaje a los jóvenes.

“Con piedad y fervor hemos celebrado este Vía Crucis, acompañando a Cristo en su Pasión y Muerte” dijo Benedicto XVI, y agregó: “La pasión de Cristo nos impulsa a cargar sobre nuestros hombros el sufrimiento del mundo, con la certeza de que Dios no es alguien distante o lejano del hombre y sus vicisitudes. Al contrario, se hizo uno de nosotros”.

viernes, 19 de agosto de 2011

Benedicto XVI: “Edifiquen sus vidas sobre la roca firme de Cristo”

Benedicto XVI: “Edifiquen sus vidas sobre la roca firme de Cristo”


Madrid (España), 18 Ago. 11 (AICA).- “Queridos amigos: sean prudentes y sabios, edifiquen sus vidas sobre el cimiento firme que es Cristo. Esta sabiduría y prudencia guiará sus pasos, nada los hará temblar y en sus corazones reinará la paz. Entonces serán bienaventurados, dichosos, y la alegría de ustedes contagiará a los demás”.

Así habló el Santo Padre Benedicto XVI en el primero de sus mensajes a los miles de jóvenes peregrinos provenientes de los cinco continentes, que inundaron las calles de la capital española en ocasión de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) Madrid 2011, y congregados especialmente en la Plaza de Cibeles para escucharlo. Primeramente les dirigió un saludo de bienvenida, en castellano, inglés, francés, alemán, italiano y portugués a los jóvenes.

Benedicto XVI agradeció la presencia multitudinaria y festiva de los jóvenes y les manifestó su afecto y cercanía y la gracia que significaba poder verlos y oírlos de cerca y escuchar juntos la Palabra de Dios.

En referencia a la Palabra del Evangelio el Pontífice les dijo que “hay palabras que solamente sirven para entretener, y pasan como el viento; otras instruyen la mente en algunos aspectos; las de Jesús, en cambio, llegan al corazón, arraigan en él y fraguan toda la vida. Sin esto, se quedan vacías y se vuelven efímeras. No nos acercan a Él. Y, de este modo, Cristo sigue siendo lejano, como una voz entre otras muchas que nos rodean y a las que estamos tan acostumbrados”.

Seguidamente el Santo Padre ahondó en la explicación del pasaje del Evangelio donde Jesús invita a la “sugestiva imagen de quien construye sobre roca firme, resistente a las embestidas de las adversidades, contrariamente a quien edifica sobre arena, tal vez en un paraje paradisíaco, podríamos decir hoy, pero que se desmorona con el primer azote de los vientos y se convierte en ruinas”.

Benedicto XVI explicó a los jóvenes que esa roca firme es la persona de Cristo, “el único Amigo que no defrauda y con el que queremos compartir el camino de la vida”, porque “cuando no se camina al lado de Cristo, que nos guía, nos dispersamos por otras sendas, como la de nuestros propios impulsos ciegos y egoístas, la de propuestas halagadoras pero interesadas, engañosas y volubles, que dejan el vacío y la frustración tras de sí”.

Luego los invitó a aprovechar los días de la JMJ, como días propicios para conocer mejor a Cristo y de cerciorarse de que enraizados en Él el entusiasmo y la alegría los llevará a una vida en plenitud, y los invitó a “hacerla crecer con la gracia divina, generosamente y sin mediocridad, planteándose seriamente la meta de la santidad. Y, ante nuestras flaquezas, que a veces nos abruman, contamos también con la misericordia del Señor, siempre dispuesto a darnos de nuevo la mano y que nos ofrece el perdón en el sacramento de la Penitencia”.

lunes, 8 de agosto de 2011

El Obispo Marino condenó el aborto y la "unión contraria a la ley de Dios"

El Obispo Marino condenó el aborto y la "unión contraria a la ley de Dios"


El Obispo Diocesano Antonio Marino pidió "trabajo digno", cargó contra el aborto y criticó "el nuevo concepto de familia al justificar la decadencia de las costumbres y las uniones contrarias a la ley de Dios y a la naturaleza de las cosas". También denunció una "indebida injerencia del Estado en materia de moral".


Diario La Capital, 08-Ago-2011.- Si bien la concurrencia de fieles al santuario de San Cayetano había comenzado con el primer minuto del día, ayer a las 15 se realizó la tradicional procesión con la imagen del santo por las calles del barrio, encabezada por el Obispo Diocesano.

Una vez concluida la peregrinación, y mientras la cola para entrar al santuario daba la vuelta por la calle Bolívar, la misa se celebró en un altar al aire libre especialmente dispuesto para la ocasión sobre la calle Nasser, así los fieles se pudieron instalar más cómodos sobre la plaza.

Luego de la bienvenida al Obispo, brindada por el párroco local Juan Pablo Cayrol, se procedió a la lectura de los salmos y del evangelio.

Monseñor Marino, en su homilía, reclamó "trabajo digno" para todos los argentinos, cargó contra el aborto y las uniones de personas del mismo sexo, a la vez que calificó de "eufemismo a la salud reproductiva".

Entradas Relacionadas:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...