martes, 18 de enero de 2011

Iglesia necesita sacerdotes amigos de Jesús en la Eucaristía y el Evangelio, dice el Papa

Iglesia necesita sacerdotes amigos de Jesús en la Eucaristía y el Evangelio, dice el Papa


VATICANO, 17 Ene. 11 (ACI).- Al recibir esta mañana a los miembros del Pontificio Instituto Eclesiástico Polaco con motivo del centenario de su fundación, el Papa Benedicto XVI recordó que la Iglesia necesita sacerdotes sabios que sean amigos de Jesús en la Eucaristía y el Evangelio.

En su discurso a los miembros de este instituto, el Santo Padre resaltó que "la Iglesia necesita sacerdotes bien preparados, ricos de esa sabiduría que se adquiere en la amistad con el Señor Jesús, acercándose constantemente a la Eucaristía y a la fuente inagotable de su Evangelio".

"Obtened de estos dos manantiales insustituibles el constante apoyo y la inspiración necesaria para vuestra vida y vuestro ministerio, para un amor sincero por la Verdad, que hoy estáis llamados también a profundizar a través del estudio y la investigación científica y que mañana podréis compartir con tantas personas".

El Papa resaltó luego que "la búsqueda de la Verdad, para vosotros que como sacerdotes vivís esta peculiar experiencia romana, se enriquece con la cercanía a la Sede Apostólica, a la que compete un servicio específico y universal a la comunión católica en la verdad y la caridad".

"Permanecer unidos a Pedro, en el corazón de la Iglesia significa reconocer, llenos de gratitud, formar parte de una historia de la salvación plurisecular y fecunda en la que estáis llamados a participar activamente para que, como el árbol dé siempre buenos frutos".

Benedicto XVI hizo votos luego para que "el amor y la devoción a la figura de Pedro, os impulse a servir generosamente a la comunión de toda la Iglesia Católica y de vuestras iglesias particulares para que, como una única y gran familia, todos aprendan a reconocer en Jesús, camino, verdad y vida, el rostro del Padre misericordioso, que no quiere que se pierda ninguno de sus hijos".

Refiriéndose al primer centenario del Pontificio Instituto Eclesiástico Polaco, el Papa dijo que esta ocasión "constituye un fuerte llamamiento al recuerdo y al agradecimiento de cuantos la pusieron en marcha con fe, valor y esfuerzo; un llamamiento, al mismo tiempo, a la responsabilidad de proseguir en nuestros días con su finalidad originaria, adaptándola oportunamente a las nuevas situaciones".

"Por encima de todo hay que hacer hincapié en mantener viva el alma del instituto: su alma religiosa y eclesial, que responde al diseño providencial de ofrecer a los sacerdotes polacos un ambiente idóneo para el estudio y la fraternidad durante el periodo de formación en Roma".

El Santo Padre exhortó después a los alumnos a sentirse "piedras vivas, parte importante de esta historia que hoy requiere también vuestra respuesta personal ofreciendo vuestra aportación generosa".

Como ejemplo propuso al Primado de Polonia durante el Concilio Vaticano II, el Cardenal Stefan Wyszynski, "que en el Instituto Polaco preparó la celebración del Milenio del Bautismo de Polonia y el histórico mensaje de reconciliación que los obispos polacos dirigieron a los prelados alemanes con las famosas palabras: 'Perdonamos y pedimos perdón' ".

El Pontificio Instituto Polaco es fruto de la iniciativa de San Jozef Sebastian Pelczar, Obispo de Przemysl. Fue inaugurado el 13 de noviembre de 1910 por Mons. Sapieha, que sería más tarde Cardenal Arzobispo de Cracovia.





No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Por favor ¡deje su comentario!

Entradas Relacionadas:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...